CAT  CAST

Dirección financiera interina

Existen determinadas situaciones del negocio que hacen ideal la figura de un director financiero interino o temporal:
En un periodo de rápido crecimiento se pueden crear muchas nuevas exigencias financieras, muchas de las cuales son a corto plazo. Financiar las inyecciones de capital, la reestructuración, la re-ingeniería financiera o nuevos sistemas de información son algunos ejemplos. Estos frecuentemente requieren habilidades financieras que el equipo financiero del día a día no tiene. E incluso los equipos que tienen estas competencias, simplemente no disponen de tiempo para asumir el volumen de trabajo adicional.
 
La dirección financiera interina es el recurso perfecto. Ofrece:
 
  • Un gestor experimentado de la financiación
  • Disponibilidad para a cada situación
  • Una solución que puede ser flexible según sea necesario
  • Crear recursos sin necesidad de añadir gastos fijo

Transiciones en el cargo 

Son muchas las empresas que se ven empujadas a hacer frente a las cuentas anuales, a los presupuestos, o a otos periodos más o menos críticos, si que el director financiero esté en su lugar, ya sea por enfermedad, maternidad, dimisión, o accidente.
 
Las consecuencias de este hecho son impredecibles. Pero las empresas pueden auto-protegerse de esta eventualidad con un director financiero interino, que ayudará de forma proactiva a través de iniciativas, recogiendo las riendas del cargo mientras se solventa la eventualidad o se encuentra un reemplazo permanente.

Fusiones / adquisiciones 


Una fusión o adquisición supone una gran presión sobre el personal financiero. Se distrae del día a día, genera incertidumbre, y demanda las habilidades o experiencia que le falta. Un director financiero interino puede ser utilizado de dos maneras diferentes para abordar esta situación:
 
Si para su equipo de gestión ésta es la primera situación de este tipo, un director financiero interino puede proporcionar un soporte experimentado y especialista para todas las situaciones en que se precise:
 
  • Identificación de empresas objetivo
  • Due diligence, o investigación del negocio a adquirir
  • Valoración del negocio
  • Participar en la negociación del acuerdo
  • Ratificación de las cuentas
  • Negociación de los términos
  • Garantizar la financiación
  • Fusión de les empresas
 
Por otro lado, si su equipo de gestión ya es experto en fusiones y adquisiciones, puede encargar a un director financiero interino llevara término la rutina de las funciones financieras, mientras que el equipo propio se centra en el trato.

Joint Ventures

Cuando las empresas implicadas en una empresa conjunta tienen cada una su representación en la gestión de la empresa resultante, las políticas propias y los intereses creados por cada una de las empresas pueden interferir en el funcionamiento normal de la Joint venture.
 
Un director financiero interino dispone de una posición de equilibrio que le da una gran ventaja para llegar a los acuerdos necesarios con las dos empresas para el correcto funcionamiento de la jont venture:
 
  • Tiene la independencia para decir las cosas tal como son en interés de la Joint venture
  • Puede tomar las decisiones financieras adecuadas para el funcionamiento de la Joint venture
  • Como resultado, la empresa resultante consigue su pleno potencial, y todos los socios se benefician de ello

Reestructuración del negocio:


En una situación de cambio hay decisiones difíciles que hay que tomar con rapidez:
 
  • El modelo de empresa está a debate
  • Se necesita rápido una nueva estrategia
  • Los inversores deben estar convencidos de que las nuevas propuestas funcionaran.
 
Los administradores financieros especialistas en cambio son la solución más lógica. Desinhibidos para desvincularse de la empresa y de su funcionamiento pasado, pueden:
 
  • Analizar los temas en clave financiera
  • Ver en dónde está fallando la estrategia
  • Aportar su experiencia e imparcialidad  
  • Ver dónde se pueden realizar ahorros
  • Identificar rápidamente la forma de obtener más con los recursos actuales
  • Renegociar los acuerdos de financiación
  • Tranquilizar a los bancos y a los inversores
 
Analizan a través del historial lo que debe hacerse, y entonces ayudan al equipo de dirección en su realización.

Crisis corporativa

Las crisis a que una empresa puede tener que hacer frente són impredecibles, requieren de habilidades muy concretas, y ponen a la dirección bajo una gran presión. Estas crisis pueden tener su origen en:
 
  • Problemas originados con Hacienda
  • Un nuevo competidor ha entrado en el mercado
  • Problemas financieros
  • Sistemas informáticos ineficientes y caros
  • La empresa ha sido víctima de un desfalco
  • El máximo dirigente ha dejado al empresa y se ha unido a la competencia
 
Un director financiero senior bien elegido puede haber pasado por exactamente la misma situación antes. El puede:
 
  • Saber lo que es necesario y tomar medidas
  • Dar soporte al equipo de dirección durante toda la crisis


En poco tiempo un director financiero experimentado puede proporcionar estas y muchas otras mejoras en la gestión. Nuestros profesionales están frecuentemente sobre-calificados, y pueden aportar una gran experiencia para abordar las cuestiones de su negocio, pudiendo abordar los problemas con la adecuada perspectiva